Tipos de atropello: cómo afecta cada uno en la indemnización.

Compartir este post

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

Los tipos
de atropello influyen en la indemnización
que puedas o no reclamar en
función de muchos factores.

Casi todo el mundo sabe que hablamos de un
tipo de accidente que, por regla general, suele ser de gravedad.

El peatón (o el ciclista, puesto que también
puede ser atropellado), siempre se lleva la peor parte. Y no hablamos solo de
las lesiones, que en general son graves y en ocasiones pueden provocar el
fallecimiento de la víctima.

El perjudicado por un atropello también es una
víctima vulnerable porque en casi la
totalidad de los casos, se va a encontrar con dificultades para poder reclamar
por los daños y perjuicios sufridos.

Y esto es así por dos motivos: el peatón
atropellado no tiene seguro, lo que significa que la compañía del responsable
tiene que hacerse cargo de todos los daños. En el caso de los ciclistas depende
del caso, porque ya hay algunos que contratan su propio seguro de bici.

El segundo motivo es que las indemnizaciones
derivadas de un atropello suelen ser cuantiosas si atendemos a la gravedad de
los daños personales. Esto provoca que la compañía de seguros del responsable
trate siempre de culpabilizar al peatón, para evitar abonarlas.

Pero ningún caso es igual a los demás. Y
dependiendo del caso que se trate, puede afectar en mayor o menor medida en la
reclamación de la indemnización.

De una cosa estamos seguros: la necesidad de
que la víctima cuente con un respaldo legal por parte de un abogado independiente https://demandatulesion.com/abogados-accidentes-de-trafico-asesoria/ en estos casos es imprescindible.

Porque muchos atropellos no tienen una
dinámica clara, y con toda seguridad, la compañía tratará siempre de hacerte
responsable para no pagar.  

TIPOS DE ATROPELLO DEPENDIENDO DE A QUIEN ATROPELLAS

La primera clasificación de los tipos de
atropello puede hacerse atendiendo al tipo
de víctima
. Y es que habitualmente pensamos en el supuesto clásico: un
vehículo a un peatón.

Pero la realidad es que otros muchos casos se consideran atropellos igual, pero eso sí, las consecuencias pueden ser diferentes en caso de tener que reclamar los daños sufridos.

atropello-indemnizacion-1
  • Atropello a peatón por vehículo, moto o bicicleta

Vamos con el ejemplo más habitual, que es el
atropello a un peatón, es decir, a una persona, por cualquier tipo de vehículo:
coche, moto, bici, autobús, camión, furgoneta…

¿Por qué suelen producirse? En muchos casos,
por una distracción de los conductores.
No ir atento a las circunstancias del tráfico, distraerse con el móvil, el GPS
o cualquier otro aparato, e incluso el exceso de velocidad o imprudencias como
circular conduciendo bajo los efectos del alcohol.

Las motos y las bicis circulan más rápido y en
muchas ocasiones no se aperciben de la presencia del peatón (cruzan de forma
sorpresiva, salen de entre los vehículos…).

Pero tampoco nos engañemos.

En otras ocasiones los propios peatones tienen la culpa, y las estadísticas indican que uno de cada cuatro atropellos son responsabilidad de la víctima.

  • Atropello a ciclista

Cuando un ciclista es arrollado por un
vehículo de la clase que sea, se
considera atropello
a todos los efectos, porque igualmente su posición es
de desprotección en una colisión, al recibir directamente en el cuerpo la
fuerza del impacto.

Puede darse también el caso de un ciclista que
realiza una maniobra evasiva para evitar esa colisión y a consecuencia de ello
pierde el control de la bici y choca con otro elemento o cae al suelo,
lesionándose. Estos supuestos son complicados de reclamar y muchas veces acaban
en los Tribunales.

Eso sí, si es el ciclista quien atropella al peatón, entonces obviamente no podrá reclamar indemnización alguna, aunque sufra daños.

  • Atropello de un animal

Mucho se ha hablado de los atropellos a animales, que son muy
habituales en nuestras carreteras. Lo peligroso de este tipo de accidentes es
que en la mayoría de los casos es imposible esquivar al animal, por lo que las
consecuencias pueden ser muy graves (salida de la carretera, colisión directa
con animal grande, especies cinegéticas, y casos similares).

La entrada en vigor en 2016 de las novedades
en esta materia, perjudican notablemente
a los conductores,
sobre los que recae
ahora la responsabilidad
en caso de accidentes de este tipo con especies
cinegéticas, con dos excepciones:

-Hay responsabilidad del propietario del
terreno donde escapa el animal o del coto, en los casos de atropello a un
animal a consecuencia de una cacería (caza mayor) cuando el accidente ocurre
ese mismo día o ha terminado 12 horas antes del siniestro.

-Hay también responsabilidad de los dueños de cotos o de la Administración responsable de esa carretera cuando se ha producido el siniestro porque la valla de cerramiento no se ha reparad en el plazo para hacerlo o no exista en ese tramo de vía señales que adviertan de la presencia de animales cinegéticos.   

TIPOS DE ATROPELLO POR LA MECANICA DEL ACCIDENTE

Otra clasificación de los tipos de atropello
se establece en función de la dinámica
del siniestro
, interviniendo elementos como la velocidad, el tipo de
frontal del vehículo que lo provoca y su masa, pudiendo distinguir varios
supuestos:

  • El peatón es golpeado por el frontal bajo de un vehículo, que por lo general está frenando, y la colisión ocurre normalmente a la altura de las rodillas, cayendo la víctima sobre el capó del mismo. Es el tipo de accidente que más frecuentemente se produce.
  • Atropellos producidos por un camión o un autobús, cuyo frontal es más alto, o bien cuando un coche atropella a un niño. El golpe se produce en la mitad del cuerpo, lo que conlleva que el peatón salga despedido cayendo sobre la calzada, y sufriendo, por lo general, lesiones de gravedad. Ocurre también en casos de vehículos dando marcha atrás.
  • Siniestros producidos cuando el vehículo lleva una gran velocidad, donde a consecuencia del impacto, el peatón sale volteado hacia el techo del vehículo y cae hacia su parte de atrás.
atropello-indemnizacion-2

Otros supuestos que pueden darse son el arrastramiento (el peatón es arrastrado al caer sobre el vehículo) o los supuestos donde el vehículo no puede detenerse cuando la víctima cae a la vía y le pasa por encima. 

TIPOS DE ATROPELLO POR LUGAR DONDE SE PRODUCE

Otra clasificación de tipos de atropello se
realiza en función del lugar donde se producen, y que, en gran medida, van a
condicionar la reclamación de la indemnización a realizar, porque es fácil que
la aseguradora ponga todo tipo de dificultades para aceptar la responsabilidad.

  • Cuando ocurre en un paso de peatones

Este es el supuesto más normal, y el que menos
problemas va a dar, porque la culpa es
clara
si un vehículo atropella a un peatón que cruza debidamente por un
paso de peatones.

Es importante llamar a los agentes de la
autoridad y coger datos de testigos para evitar que, en caso de que el peatón
sea evacuado del lugar a causa de los daños sufridos, el conductor responsable
aproveche para dar una versión de los hechos diferente.

En estos supuestos, no obstante, pueden surgir
problemas en los casos de pasos de
peatones regulados por semáforos.

El debate estará en demostrar que cruzabas de
forma adecuada, sobre todo cuando hay versiones contradictorias (el conductor
dice que el semáforo estaba verde para coches y tú lo contrario., o se
encontraba en fase ámbar) o directamente niega la culpa.

  • Cuando ocurre fuera del paso de peatones

Este supuesto es más habitual de lo que pensamos,
y siempre es motivo de polémica porque la
aseguradora va a negar el pago de la indemnización.

Sin embargo, con ayuda legal muchos de estos
casos se pueden reconducir, sustituyendo la culpa exclusiva que alega la compañía por una culpa compartida, por
ejemplo, si el vehículo causante del accidente iba con exceso de velocidad.

  • Cuando se produce por cruzar por un lugar indebido

Los atropellos en lugar indebido también son
discutidos por las compañías. Pero hay supuestos defendibles, una vez se
analizan a fondo las circunstancias que rodean el accidente.

Nunca
debes descartar una reclamación
si has cruzado
por lugar indebido, pese a lo que te diga la compañía del conductor
responsable, sin haber hablado antes con un abogado especialista en accidentes
de este tipo.

En muchas ocasiones, la ayuda de un perito reconstructor de accidentes puede resultar clave para demostrar, a partir del análisis de todas las circunstancias que rodean los hechos, que el siniestro se podía haber evitado, y que al menos en parte, el conductor tiene una parte, mayor o menor según el caso, de culpa.

LAS INDEMNIZACIONES POR ATROPELLOS, PROBLEMAS A LA VISTA

Una vez visto que los tipos de atropello pueden influir, y mucho, en la reclamación de una indemnización https://www.abogadosaccidentesdetraficodtl.com/indemnizacion-por-atropello/ por los perjuicios sufridos, es fundamental tener en cuenta los dos tipos de problemas que puedes encontrarte sobre los que pivotan la mayoría de las objeciones que va a poner una compañía de seguros: la culpa, y la entidad de los daños sufridos.

PTSD Mental health concept. Post Traumatic Stress Disorder. The depressed woman sitting alone on the floor in the dark room background. Film look.
  • El debate en cuanto a la culpa

Sabemos que no hay derecho a reclamar
indemnización cuando eres culpable exclusivo de un accidente.

Pero… ¿qué ocurre con todos esos casos de
atropello en los que es difícil determinar la dinámica de los hechos, o donde
el peatón (o ciclista) puede ser corresponsable, pero también lo es el
conductor?

Por desgracia, muchos casos se quedan sin reclamar porque la víctima cree,
erróneamente, que no puede hacerlo por considerar que ha tenido la culpa.

Son muchas las circunstancias que intervienen en un siniestro de este tipo. Y de un análisis de los hechos, de todos los factores que han intervenido en ellos, y de otros elementos, es posible rebatir la postura de la aseguradora y reclamar una indemnización por atropello con garantías.

  • El debate por la entidad de las lesiones

El siguiente punto de discusión con la
compañía de seguros, una vez que reconozca responsabilidad, será la valoración
de los daños sufridos.

Los
atropellos generan lesiones graves
, que muchas
veces requieren hospitalización, intervenciones quirúrgicas, largos periodos de
baja y de tratamiento rehabilitador, y que, en la mayoría de los casos, van a
dejar importantes secuelas.

Las compañías valoran en mínimos, y esto
significa que ofrecerán indemnizaciones por debajo de lo que le corresponde al
lesionado.

Si la víctima no sabe lo que puede reclamar,
qué conceptos recoge el Baremo de
Tráfico
https://www.boe.es/boe/dias/2015/09/23/pdfs/BOE-A-2015-10197.pdf, y
cómo calcular las cantidades a las que tiene derecho, difícilmente percibirá la
indemnización que realmente le corresponde.

Sea como sea el atropello que hayas sufrido,
vas a necesitar ayuda legal. Y el
asesoramiento debe ser personalizado, porque no hay dos accidentes iguales.

No hay
indemnización que compense lo traumático de sufrir un accidente
de este
tipo como víctima,y mucho menos
tener después de enfrentarse a las trabas y dificultades impuestas por las
aseguradoras para discutir tu derecho a que te paguen los perjuicios sufridos.

No descartes ninguna reclamación ni aceptes ninguna
oferta de la compañía sin haber consultado antes con un abogado. 

Infórmate contactando https://demandatulesion.com/contacto/  con DEMANDA
TU LESION y nuestros abogados te harán una primera valoración sin compromiso de tu caso.